5 motivos para empezar a hacer ejercicio hoy (que no tienen nada que ver con tu peso)

 

La evidencia científica sobra. Y quizás has escuchado a todo médico o especialista de la salud recomendar lo mismo, una y otra vez. ¿Quieres mejorar el metabolismo y la digestión? Haz más ejercicio. ¿Dormir mejor? Haz ejercicio. Regular el sistema nervioso, sentir más calma y menos ansiedad (el mal más común en la actualidad)… ¡Haz ejercicio!. Más ejercicio, cualquiera que sea.

Y sí, una de las cosas más complicadas, como dice el Dr. Carlos Jaramillo, es empezar. Porque una vez que empiezas, ya no quieres parar. Pero, ¿de dónde sacar esa motivación cuando lo único que quieres es quedarte en tu cama viendo TikToks? (Te entendemos, también nos pasa).

Quizás esta lista te ayude a ponerte de pie y moverte.

1. Al hacer ejercicio, logras controlar mucho mejor el estrés

 

via GIPHY

Cuando entrenas, tu cuerpo entra en un estado de estrés que es manejable porque es auto inducido. Pero sí: sudas, se te acelera el corazón, tu mente te dice “ríndete”. Al terminar tu entrenamiento, le estás enseñando a tu cerebro y a tu sistema nervioso a auto regularse. Y a tu mente que sí, ¡que lo lograste y que puedes con todo!.

Así que la próxima vez que el trabajo te haga sudar frío o que la ansiedad acelere los latidos de tu corazón, tu cuerpo y sistema nervioso tendrán mejores herramientas y sabrán responder a ese y cualquier estímulo de una manera más eficaz. Porque el chiste no es vivir sin estrés externo o sin preocupaciones, es saber manejarlas para que no te caigan como una piedra gigante, más bien como una dulce llovizna. El ejercicio te ayuda a entrenar mente y cuerpo.

2. Mejora tu digestión

 

via GIPHY

Estar en movimiento ayuda a tu sistema digestivo a moverse también. Si eres de las personas que tiene problemas digestivos, trata de hacer una rutina de cardio de -por lo menos- 20 minutos al día. Si acompañas esto con abdominales de pie, verás cómo tu digestión mejora y se regula rapidísimo.

3. Dormirás como bebé en la noche pero tendrás mucha energía durante el día

 

via GIPHY

Entrenar es vida. Tu cuerpo ama moverse. Tu cerebro ama los retos. Y notarás tu cambio de humor apenas hayas acabado de entrenar. Liberas tensiones, te demuestras que puedes y produces hormonas increíbles para estar de un mejor genio. Lo que te llenará de energía para el día, pero que también se convertirá en un sueño mejor y más placentero.

4. Estarás más feliz

 

via GIPHY

Hacer ejercicio es grandioso para el cerebro. Le ayudas a segregar naturalmente hormonas como endorfina, dopamina y serotonina, las encargadas de la felicidad. No es de gratis que médicos funcionales describen al ejercicio como “el antidepresivo y ansiolítico más efectivo que hay”. A veces, basta con salir a dar un paseo en bicicleta o una caminata a paso rápido por el parque para que se te resetee la vida, ¿o no?

5. Gracias a tu constancia, tendrás más confianza en ti y en tu cuerpo

 

via GIPHY

¿No te ha pasado que empiezas a entrenar y al siguiente día te duele todo? Pero lo sigues haciendo y cada vez te cuesta menos. Eso ayuda a fortalecer la confianza que tienes en ti y en tu cuerpo. Si antes lograbas entrenar 10 minutos y luego 30, si antes levantabas 5 kilos y luego 10, todo pequeño progreso cuenta y te ayuda a fortalecer tu autoestima y seguridad.

*

No te olvides de consultar con tu médico de confianza qué clase de ejercicio es mejor para ti y acuérdate de calentar antes de entrenar para evitar lesiones 🙂

¿Te animamos? ¿Qué motivos añadirías a nuestra lista?

 

 

 

*

Categories:
  deportes, Vida
este post fue compartido 0 veces
 400

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada