7 platos de comida asiática que
deberías probar en Quito

.

Asia es un continente gigante, así que pecamos de presentar algo súper general como promesa. Pero aguanten, esta propuesta viene por algo y es que en verdad, de haber pasado años viendo solo chifas con comida china adaptada al mercado local y luego uno que otro salón de Asian flavors, sushi y shawarma, empiezan a aparecer más propuestas de más países de Oriente.

Si hay globalización, que sea para cosas ricas. Sí o qué. Comer, por ejemplo. La comida asiática puede sonar exótica, pero tiene sabores muy diversos y sí se diferencian de lo que estamos acostumbrados a comer. No lo digo por los ingredientes, porque el arroz, el pescado, el cerdo, el borrego, algunas verduras, también comemos en Ecuador. Hablo de sus preparaciones y de un montón de aderezos y especias que transforman los sabores, que los levantan, los pintan de sabor y hacen que comer se convierta en una forma de conocer el mundo.

Acá, siete platos a los que -si estamos en estas de descubrir-, deberíamos echar diente. No se pasan de raros, pero son algunos que he cachado que son los imprescindibles, en lugares que tienen propuestas interesantes.

Consejo: abran sus mentes y no se traben con convenciones ni de ‘yo eso sí no como’, porque la idea es disfrutar de nuevos sabores. ¡Aprovechemos que en Ecuador ya hay cómo!

1.

Ramen
País: Japón

El ramen es una sopa con una base de fideos. Combina una serie de ingredientes en su caldo hirviendo (también hay versiones en frío) que pueden ser algas, huevo, panceta de cerdo, cebolla, pollo, y salsas como la miso, que variarán según el tipo de ramen. Es una sensación en Japón, en el que hay ramen shops casi en cada esquina, pero en el mundo también se ha vuelto una obsesión. El que recomendamos es el de Yen Ramen, un potaje exquisito lleno de sabor y cuyo secreto está, en parte, en sus fideos elaborados de forma artesanal. Para hacernos una idea de las manos detrás de su preparación, los dueños son un japonés y una chef ecuatoriana que trabajó en Japón para aprender su gastronomía. Y para entender su delicia tienen que ir a probarlo en su puesto en la Guangüiltagua donde su carta ofrece eso: ramen en algunas de sus variedades. Riquísimo. Mi favorito es el clásico de Miso con Cerdo, que lleva la salsa miso, cebolla larga, brotes de soya, huevo, un tipo de espinaca japonesa, gari y ají.

Dirección: Guangüiltagua N38-104 y Arosemena Tola

.

2.

Bahn Mi
País: Vietnam

Dicen por ahí que es el mejor sánduche del mundo. Yo no pienso eso, pero sí que es una comida rápida digna de deleite y placer. El bahn mi es fusión pura, hecho a partir de un baguette crocante, con vegetales -zanahorias, pepino, rábano-, hierbitas y especias. A eso, se le agrega carne preparada a la plancha. Hay pocos lugares donde se puede encontrar este bocadillo vietnamita, pero un clásico es el Bai Tam. Abajo de la Universidad Católica, nos encontramos con un lugar muy cool para pasar el rato, con buena atención al cliente, dibujos de la artista Lisha Li por todas partes y mucho color.

Dirección: Leonidas Plaza y Vicente Ramón Roca

.

3.

Pollo Tikka Masala
País: India

De solo escribirlo me da ganas. Si quieres comida india, pruébalo. Lo anecdótico es que en realidad es una reinvención de platos hecha por los ingleses en tiempos de conquista. Pero sus ingredientes nos llevan definitivamente al segundo país más poblado del mundo: India. El lugar que les recomiendo para probar este manjar es el Chandani Tandoori, mi hueca india favorita. Ubicada en plena Zona, queda en un alegórico edificio naranja y adentro, encuentras varias mesas con manteles largos. El Pollo se sirve hirviendo y cubierto de esta salsa naranja repleta de sabor. Es picante, pero apenas, por la combinación de especias, entre ellas cúrcuma, garam masala, ajo, jengibre, comino y culantro. Acompáñalo con un lassi de mango, un yogurt con fruta y un toquecito de cardamomo y hielo.

Dirección: Juan León Mera N24-295

.

4.

Dim Sum
País: China

Es un conjunto de bocadillos que se comen acompañados de té. Vienen surtidos: de sal, de dulce, calientes, fríos. Entre esos encontramos desde dumplings preparados al vapor, hasta combinaciones de carnes, mariscos y vegetales. De tradición cantonesa y de gran variedad, son actualmente muy apetecidos en todo el mundo. El Rui es un gran lugar para probarlos porque tiene comida típica oriental, pero también tiene una “carta china” con platos no convencionales para Ecuador. Sus precios son moderados y el lugar no es lo más lujoso, pero tiene platos chinos que no he encontrado en otras partes.

Dirección: Francisco Salazar E11-133 y 12 de Octubre

.

5.

Pad Thai
País: Tailandia

Pad Thai vendría a significar algo así como “salteado tailandés”, pero no nos dice nada más. ¿Salteados con qué? El nombre completo, de hecho es Kway teow pad thai que nos da otra pista. Kway teow son los fideos de arroz. Y bueno, aparte de los tallarines -que deben ser los rice sticks, esos finitos y planos de unos 3 mm de ancho-  hay ingredientes que tienen que estar en él. Hablamos del huevo, la salsa café oscurita (hecha generalmente a partir de tamarindo, azúcar y salsa de pescado), los brotes, la proteína (lo más típico son camarones y lo más deli a mi parecer) y cómo olvidar, el maní, las hojuelas de ají y las rodajas de limón. Como sea, puedo decirles que cuando lo probé por primera vez, esa mezcla de la suavidad del fideo, con lo agridulce de la salsa, el ácido del limón y su frescura, más el crocante del maní solo hacen que tenga sentido comer y poder saborear y mezclar sabores en un mismo plato. No me voy de largo, mejor pruébenlo en uno de los pocos lugares de comida thai de la ciudad: el Thai Nori.

Dirección: Av. González Suárez N27-388

.

6.

Bibimbap
País: Corea

El Manna es uno de los restaurantes coreanos más conocidos de la ciudad. Tal vez porque ya tiene varios años y porque sus precios están bien: no es un lugar caro. Yo lo conocí por el boca a boca, como el coreano del CCNU, y cuando fui quedé encantada con su bibimbap. Bibim significa “mezcla” y bap, “arroz”. Este plato, que acá lo encontramos bien caliente, se sirve en un plato hondo tipo cazuela y está relleno de arroz al vapor, con vegetales salteados, carne de vaca o tofu y huevo frito. Para comer, tienes que esperar un ratito apenas lo recibes para que el arroz se haga más crispi dentro del bol hirviendo. Luego mezclas todo y te lo comes, mejor con cuchara que con palitos. Es un plato contundente y lleno de sabor y textura.

Dirección: Torres del CCNU, calle Unión Nacional de Periodistas y Amazonas.

.

7.

Quipe Crudo
País: Líbano, Siria, Palestina

El quipe, kibbeh o kibba es una delicia árabe y de hecho es plato nacional en Líbano y Siria. Generalmente lo encontramos en su versión frita, pero la apuesta aquí es comerlo crudo. ¿Cómo es eso? Les explico: es carne de cordero molida (también puede ser de vaca) mezclada con trigo y especias. No viene hecho huevito como el frito, sino como una pasta bañada de aceite de oliva y acompañada de cebolla colorada y hierbabuena. Esa mezcla aromática de sabores intensos hace que tenga sentido comer este plato. En El Árabe, un clásico lugar ubicado en el barrio La Mariscal, hay uno muy bueno. Colóquenle todas las gracias, la masita, el aceitito, la cebolla, una hojita de hierbabuena. Envuélvanle en una tirita de pan pita caliente y ¡ñam!

Dirección: Reina Victoria E6-43

.

Category:
  Vida
este post fue compartido 0 veces
 100

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada