¿Quieres una moto? Conoce un poco más
del mundo ‘motero

.

Si entraste a este post es porque seguramente te ha interesado en algún momento conocer más de este mundo. Las motos son para muchos sinónimo de entretenimiento y libertad. Son un gran medio de transporte al momento de pasear y viajar disfrutando del camino. Además, para la ciudad, representan un medio de transporte relativamente económico y te regalan fluidez y ligereza para llegar de un punto a otro. 

Pero empecemos por definir para qué fin estás buscando una moto. Si sólo es por puro gusto, más vale que consideres algunos factores que pueden ayudarte a escoger bien una y darle el máximo uso, en lugar de que te dejes llevar por la pinta y la emoción y más adelante te decepciones. ¿La quieres para pasear? ¿Como medio de transporte? ¿Para practicar algún deporte?¿Te gusta como objeto de colección? A partir de tu respuesta podrás saber lo que quieres y qué te sirve de toda esta info que te damos a continuación.

Otro punto a tomar en cuenta es el presupuesto. Combinado con el uso, podrás definir si buscas una moto accesible, que las hay desde los $2.000 más o menos, frente a las de lujo que pueden alcanzar los $50.000. Si eres principiante, considera que sí se necesita saber manejar el vehículo, que tienes que sacar una licencia específica y que requiere un nivel de preparación para no correr peligro en las vías. Por eso algunos recomiendan incluso no adquirir de buenas a primeras una nueva o una muy costosa y de bajo cilindraje hasta que adquieras más cancha. 

Cuando estás sobre dos ruedas tu cuerpo está a la intemperie. A eso súmale la velocidad y te das cuenta que para subirse hay que estar preparado. La mayoría de motociclistas invierten en cascos de $15 pero que no te protegen en caso de una caída o un golpe. Esto no es broma. ¡Todo puede pasar en las calles! Invierte en un buen casco, en unos guantes con protección y asegúrate de tener unos zapatos/botas con tracción para que se agarren al piso cuando te apoyes, y una buena chaqueta contra las fuerzas del clima y el viento. Esto implica que al presupuesto para empezar a andar en moto le sumes al menos unos $500. 

El plan pasear + movilizarte

Las doble propósito son el tipo de moto más común y se llaman así porque justamente cumplen esas funciones. Te permiten moverte en la ciudad, a la vez que serán tu nave si deseas salir de paseo y de pronto andar por carreteras y caminos de segundo orden. Las opciones dependen en buena parte del presupuesto así que aquí vamos con algunas de las marcas según este parámetro.

Honda Shadow


Económicas

Sí las hay y cada vez hay más disponibles en el mercado. Con la llegada de algunas marcas asiáticas, los precios han bajado y las condiciones de una moto barata han mejorado muchísimo y algunas hasta le hacen competencia a los modelos más costosos que estábamos acostumbrados a que fueran insuperables. Las encuentras en el mercado en precios entre los $2.500 y los $5.000. Eso sí, no esperes que te dure toda la vida. Sus materiales de ensamblaje y su motor no son lo mejor de lo mejor. Algunos de los modelos populares son las Bajaj Pulsar y la Susuki Gixxer. 

.

Precios medios

Si ya sabes andar en moto y lo que quieres es apuntarle a una moto buena, de marca reconocida y con características especiales para salir de paseo por las carreteras del país, te recomendamos invertir un poco más y comprarte una de éstas. Sus precios oscilan entre los $10.000 y los $30.000 Entre las más populares están las Susuki, que tienen varios modelos de esta gama y son buscadas porque su mantenimiento no implica tanto presupuesto. 

Un modelo popular es la Boulevard, más como para ir a dar una vuelta. Es guapa y baja. Una más alta es la V-Strom. Otra marca que tiene modelos en este rango es Honda. Dos modelos igual de pintones y para paseos cortos son la Shadow y la Vulcan S. También hay modelos de Yamaha perfectos en el balance entre el costo y la calidad.

Susuki V-Strom

Alta gama

Las motos despiertan pasión y gusto por conocerlas y, por supuesto, tenerlas. Las de alta gama pueden ascender hasta los $50.000 y tienen características exclusivas y excepcionales en la máquina, en el diseño, en el tamaño, en el confort, en los lujos. Algunas tienen airbags, otras calefacción en los manillares. Otras tienen diseño inteligente, otras son de marcas legendarias y sus modelos son clásicos. Para éstas tienes que cachar que no siempre por el costo o su apariencia van a satisfacer tus necesidades. De igual manera, considera que tienen un costo de mantenimiento elevado. 

KTM Adventure

Algunos modelos populares son la KTM Adventure, la Triumph Daytona conocida por su  elegancia, la Kawasaki KLR que, tras haber sido usada en las guerras mundiales es una oda a la resistencia. Las Harley Davidson también entran aquí y no son de velocidad pero su historia y fama te harán aspirar a tener una. Otras ya otro nivel del lujo son las Honda Gold Wing. Otras marcas muy solicitadas en Ecuador son las BMW y otras más escasas pero con modelos clásicos son las Guzzi. 

De riding

Los moteros no quieren quedarse quietos en la casa con su moto parqueada. Y la mejor forma de sacarle provecho y sentir sus capacidades es definitivamente saliendo de la ciudad y ponerlas a rodar por las carreteras. 

Por eso hay grupos en los que se reúnen con ese fin: pasear y salir y compartir experiencias sobre ruedas. Hay quienes se agrupan según la marca, otros más ‘surtidos’. Salen los fines de semana a comer carne colorada a Ibarra, viajan a Loja a ver el florecimiento de los guayacanes, arman excursiones de varios días para recorrer los pueblos del Eje Cafetero, en Colombia. Todo atractivo es excusa para vacilar sus motos. 

Ecuador es un país país privilegiado para los riders. Sus carreteras se prestan para recorrerlas divirtiéndose. La Sierra, en particular, brinda paisajes inolvidables y curvas que representan un reto entretenido. 

Honda Goldwing

Eso sí, para esta actividad tienes que tener el doble de preparación. Debes dominar tu moto, entender las vías, las señales de tránsito, respetar tus límites y debe gustarte la aventura y estar dispuesto a las intemperies del clima. Fríos terribles, viento, lodo, una llanta desinflada; hay que estar listos para todo. 

Y claro, prevenir e invertir en seguridad. Aquí no hay chance de olvidarse los guantes o de tener una chaqueta chimba. Si quieres vivir, protégete. Así como trae alegrías, la moto supone también algunos riesgos. Debes contar con buenas luces, buenos guantes, una chaqueta con protección de hombros, espalda y codos, además de un pantalón con protección y zapatos o botas adecuadas. Además del casco y los guantes, por supuesto, que de ley debes tener para dentro o fuera de la ciudad.


*Este artículo fue armado con la asesoría de mi papá, Patricio Robles, motero apasionado.  


.

Category:
  
este post fue compartido 0 veces
 400

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada