Un coctel con Fiebre

.

Fotografías por: Emilia Pérez
Portada: Erika Coello

Una bebida caliente no es caliente solo por su temperatura. Cuando entra a nuestra boca, puede refrescarnos y al mismo tiempo, brindarnos una especie de abrigo emocional: confort y viada para iniciar un momento de estar bien.

Fernanda Bertero, Fiebre, desde los meses de cuarentena empezó a calentarnos con canciones embebidas de frío y fragancia. Su nueva música, pop a primera vista, se apropia del reguetón y el RnB, dos géneros que en los últimos años rebosan en la playlist mundial. Son parte de su cóctel, pero apenas dos ingredientes a los que viste de ambientes de sueño y color.

¿Qué contiene ese coctel? Si nos sumergimos dentro del líquido para encontrar el color de nuestra bebida, viajamos a una geografía híbrida entre Quito -donde está y desde donde canta Fiebre- y Bolonia -donde empezó a recorrer la música sin dejar las artes visuales de lado-. En esta bebida, lo que escuchamos tiene un sabor; todo lo que vemos, un aroma y triceversa.

Desde los sorbos iniciales, nos encontramos con un fuerte sabor a feminidad. Una en la que vemos a Fiebre liderando coreografías, basadas más en el ritmo que en la sensualidad extrema. “Fiebre es una figura con la que se puedan representar más chicas. Sí, hay pocas chicas haciendo cosas similares a lo mío, pero es una cuestión de hacerlo”, lo dice con tono firme, antes de tomar un sorbo de su espresso doppio, en medio de la preparación de la bebida que simboliza su música.

Fue bartender por algunos años en su vida al otro lado del charco y tal vez por eso ha aprendido muy bien el arte de mezclar. Hoy, en medio de Sudamérica, se está reconectando con su cuerpo y la latinidad que sugieren estos ritmos. Así surgen otros ingredientes de su cóctel: “El primero es siempre pop y eso le engloba. Es un pop más alternativo y ecléctico. Dentro de ello entran el dembow, por un lado, por otros el RnB, el hip hop, el trap y el trip hop como algo mucho más importante, porque por ahí empecé”. 

Muchos sintetizadores, muchos beats y muchas capas de voces y loops se juntan a la receta para hacernos bailar tanto como pensar en los sentimientos encontrados del 2020. 

Cóctel de lavanda y fiebre

Ingredientes
2 oz gin
3/4 oz jarabe de miel (⬇️)
1 oz jugo de limón 
1 cdta lavanda 

Jarabe de miel
1/4 taza miel
1/8 taza agua caliente
1 cdta lavanda

Ahora: shake it.  Sirve y coloca una flor de lavanda encima.

En esta era de Fiebre, la receta tiene onzas predominantes de símbolos. Van a ver mucho fuego, como el resultado de una combustión entre shocks emocionales e impulsos de Fernanda. Fiebre es la consecuencia de ese calor y de prenderlo todoooo para empezar de nuevo. “Como el ave fénix, que renace del fuego”. ¿Y por qué tanto morado? no es el único color, pero resalta para representar a una persona mutando… a Fiebre y a Fernanda transformándose.

La fórmula no es exacta y tiene su dosis de jam “más un poco de lo que llamo emotional overdose (frase para ‘sobredosis de sentimientos’)”. Eso quiere decir que la música que escuchamos aquí es producto de momentos de improvisación y solo de dejar que salga, sin pensar demasiado. 

A veces se siente muy femenina, pero también veremos cómo nada es binario en su música y de pronto podemos ver en sus videos a esa Fernanda en terno y con un gesto más firme y masculino que la que baila y da giros para mirar a la cámara.  El mundo real está en las letras, como cuando dice: “Todo el mundo quiere desearse a sí mismo”, en su tema más reciente “Pantalla no”, pero también, hay estampas de fantasía, porque, why not (por qué no).

 

La pandemia nos ha dejado dos sencillos de experiencia febril: “Rush” y “Pantalla no”, pero eso no es todo. “2020 siempre resonó como el año que iba a lanzar mi disco. Así que lo voy a hacer”. Prepárense para encontrarla en sus pantallas y fuera de ellas. Preparen su coctel para saborear un poco de lo que representa su música y cuéntennos cuánto los refresca, cuánto de Fiebre tienen en su cuerpo una vez que prueban el último sorbo.

Escucha/mira su tema “Rush”

.

.

.

Category:
  
este post fue compartido 0 veces
 000

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada